Luis Salom se lleva la victoria en Sepang

El español Luis Salom se ha impuesto este domingo a todos sus rivales en una última vuelta frenética del Gran Premio de Malasia de Moto3 que se ha disputado en el circuito de Sepang y merced a la cual aumenta en cinco puntos la ventaja sobre su más inmediato perseguidor, su compatriota Alex Rins, que acabó segundo.

Salom suma su séptima victoria de la temporada y 284 puntos, catorce más que Alex Rins y 26 respecto a Maverick Viñales, que en Sepang sólo pudo ser quinto. Minutos antes del comienzo de la prueba de Moto3 la afición local perdió a uno de sus grandes ídolos, Zulfahmi Khairuddin, quien a pesar de haber sido operado recientemente de una fractura de radio y del cuarto metacarpiano de la mano derecha, ha tenido que desistir en su empeño de disputar ‘su’ carrera por los fuertes dolores que ha tenido durante las dos jornadas de entrenamientos en Sepang.

En la salida el francés Alexis Masbou fue el más avispado, en tanto que Luis Salom, que partía desde la mejor posición se quedó un tanto rezagado, si bien lo arregló en las dos primeras curvas con una trazada inmejorable que le permitió ponerse tras el rebufo del galo y antes de cumplirse el primer giro ya estaba al frente de la carrera. Como Masbou, también hicieron una buena salida desde la segunda y la tercera línea tanto Alex Rins como Maverick Viñales, lo que les permitió, al término de la primera vuelta y conAlex Márquez también tras su estela, colocarse a rebufo de la moto de Salom.

Sin tiempo para pensar Rins tomó la iniciativa poco después que Salom para superarlo y empezar a imprimir un fuerte ritmo, con récord de vuelta rápida tanto suyo como de sus perseguidores, que rompiese la carrera desde la primeras vueltas con carácter definitivo, aunque el grupo que se formó era mucho más amplio de lo previsto inicialmente, con más de diez unidades -trece- literalmente en fila india.

Rins no logró poner tierra de por medio respecto a sus rivales, algo muy complicado en uncircuito tan largo y ancho como es Sepang, por lo que rápido comenzó la batalla por marcar el ritmo y en la misma se erigieron en líderes tanto el propio Rins como su compañero de equipo Márquez y Luis Salom, en tanto que Maverick Viñales y el portugués Miguel Oliveira se mantenían agazapados a cola de la parte delantera del grupo. El fuerte ritmo impuesto en ese grupo hizo pagar a más de uno sus errores en forma de caída, como la que sufrió en la séptima vuelta el español Efrén Vázquez, noveno, que intentó continuar pero tuvo que acabar tomando el camino de su taller con la moto dañada. Poco después siguió su misma suerte otro de los integrantes del grupo, el italiano Niccolo Antonelli.

Prácticamente en el ecuador de la carrera llegó un nuevo protagonista, Maverick Viñales, que había estado agazapado hasta entonces, tomó la iniciativa y se puso al frente tras superar tanto a Márquez como a Rins, pero su primer ataque resultó baldío en apenas unas cuantas curvas.

Desde ese momento se puso al frente de la carrera Rins, quien con un nuevo “apretón” volvió a realizar una segunda criba en la que el más perjudicado fue el propio Viñales, que en la duodécima vuelta había perdido casi dos segundos, quizás acuciado por los problemas con el cambio de marchas de su moto, y Alexis Masbou. Delante sólo estaban Rins, Márquez, Salom y Oliveira.

Algo debió suceder con Maverick pues tras reponerse del sobresalto consiguió enlazar con el grupo de cabeza a dos vueltas del final y comenzó entonces la batalla final por la victoria entre los seis pilotos que se encontraban ahí, Salom, Rins, Oliveira, Viñales, Márquez y el australiano Jack Miller, quien llegó pegado a Viñales hasta ese sexteto.

 

TAGS: ,

No hay Comentarios



Puedes ser el primero en dejar tu opinión siobre este artículo.

Deja un comentario