Los sensores Continental In-Tire leerán la profundidad del dibujo de los neumáticos

La estrecha cooperación entre la electrónica y el equipo de desarrollo de neumáticos de Continental, el proveedor internacional del automóvil, sigue dando sus frutos. Los futuros sensores de presión de neumáticos serán capaces de detectar si es necesario un cambio de neumáticos debido a una profundidad del dibujo insuficiente.

El software inteligente lo hace posible, ya que calcula la profundidad del dibujo en función de los cambios graduales en la rodadura de los neumáticos. El sensor de presión in-tire deduce las características de rodadura basándose en las variaciones sufridas por la deformación del neumático. Se prevé que esta nueva función esté disponible a partir de 2017 en los nuevos modelos de vehículos equipados con sistemas de monitorización directa de presión de neumáticos (TPMS) de Continental (Sistema de Información electrónica de Neumáticos, eTIS).

El secreto de la detección de profundidad del dibujo

Para desarrollar este novedoso sistema de detección electrónica de la profundidad del dibujo, los ingenieros de Continental se han basado en el cambio gradual de las características de rodadura de un neumático durante un largo período de tiempo. Los desarrolladores de neumáticos y electrónica han realizado una intensa serie de pruebas que han permitido obtener los datos básicos que se utilizarán en los sistemas electrónicos de los vehículos que equipen estos sensores. Las especificaciones de las alteraciones en la rodadura de los neumáticos se comparan con los datos empíricos acumulados. Si el neumático rueda con una profundidad de dibujo por debajo de un valor mínimo establecido, el sistema electrónico de a bordo avisa de la necesidad de un cambio de neumáticos. Incluso si se desea, el módulo de telemática del vehículo será capaz de informar al taller local.

Lógicamente también se podrá realizar una comprobación visual para verificar si el neumático ha llegado a la profundidad mínima recomendada o legalmente exigida. El neumático cuenta con indicadores de desgaste (wet-TWI), pequeñas crestas entre los surcos de la banda de rodadura que indican si se ha alcanzado la profundidad mínima permitida (3 milímetros en los neumáticos de verano y 4 mm para los neumáticos de invierno en Alemania y 1,6 en España).

 

 

TAGS: ,

No hay Comentarios



Puedes ser el primero en dejar tu opinión siobre este artículo.

Deja un comentario